Cómo utilizar Git para colaborar en proyectos de software

git

En este artículo, hablaremos sobre cómo utilizar Git para colaborar en proyectos de software y daremos ejemplos prácticos de algunas de las principales operaciones que puedes realizar con Git. Git es un sistema de control de versiones muy popular que permite a los desarrolladores hacer seguimiento y gestión de cambios en el código de un proyecto de manera eficiente y organizada.

Por ejemplo, supongamos que estás trabajando en un proyecto de software con tres desarrolladores más y que todos trabajáis en diferentes áreas del proyecto. Para comenzar a utilizar Git, primero debes configurar un repositorio en tu equipo local y en un servidor remoto, como GitHub o GitLab. Luego, puedes hacer commits de tus cambios al repositorio local y hacer pushes de estos cambios al repositorio remoto para que otros desarrolladores puedan acceder a ellos. Por ejemplo:

Otra operación útil es el pull, que te permite descargar cambios del repositorio remoto al repositorio local. Por ejemplo, si uno de tus compañeros de equipo ha hecho cambios en la rama principal y quieres incluirlos en tu repositorio local, puedes hacer un pull para descargar estos cambios.

Si necesitas hacer cambios rápidos y temporalmente sin hacer commits, puedes utilizar el comando stash. Esto te permitirá guardar temporalmente tus cambios sin incluirlos en el repositorio y luego recuperarlos más tarde si es necesario.

Como mencionamos anteriormente, Git también permite crear ramas y hacer merges de estas ramas al código principal cuando estén listas. Por ejemplo, si uno de tus compañeros de equipo está trabajando en una nueva funcionalidad que necesita varias semanas de desarrollo, puede crear una rama nueva y trabajar en ella mientras el resto del equipo sigue trabajando en la rama principal. Cuando la nueva funcionalidad esté lista, pueden hacer un merge de la rama a la rama principal para incluir los cambios en el proyecto.

Para hacer seguimiento de los cambios en un proyecto de software, Git cuenta con la historia del repositorio, que muestra todos los commits realizados en el proyecto y permite ver y revertir cambios específicos si es necesario. Por ejemplo, si hay un bug en el proyecto y quieres ver qué cambios se hicieron en una determinada línea de código, puedes utilizar el comando git blame para ver quién hizo el último cambio y cuándo se hizo.

También puedes utilizar etiquetas y releases para marcar versiones específicas del proyecto y hacer seguimiento de cambios a lo largo del tiempo. Por ejemplo, cuando hayas terminado de trabajar en una nueva versión del proyecto, puedes crear una etiqueta para marcar esta versión y luego hacer un release para ponerla disponible para los usuarios.

Con Git, puedes trabajar en proyectos de manera colaborativa, haciendo commits y pushes de tus cambios al repositorio remoto para que otros desarrolladores puedan acceder a ellos. También puedes hacer pulls de cambios realizados por otros desarrolladores al repositorio local y utilizar el comando stash para guardar temporalmente tus cambios sin incluirlos en el repositorio. Además, Git te permite crear ramas y hacer merges de estas ramas al código principal cuando estén listas.

Otra característica útil de Git es la historia del repositorio, que te permite ver y revertir cambios específicos si es necesario. También puedes utilizar etiquetas y releases para marcar versiones específicas del proyecto y hacer seguimiento de cambios a lo largo del tiempo. En resumen, Git es una herramienta muy útil para colaborar en proyectos de software y hacer un trabajo más eficiente y organizado.

Una de las metodologías más populares para trabajar con Git es la llamada “Gitflow”. Gitflow es un proceso de trabajo que establece un flujo de trabajo específico para manejar el desarrollo y el lanzamiento de software. Esta metodología se basa en el uso de ramas especiales para diferentes tipos de trabajo, como el desarrollo de nuevas funcionalidades, la resolución de errores y la preparación de releases. Si estás interesa más sobre Git Flow puedes leerlo aquí.

En resumen, Git es una herramienta muy útil para colaborar en proyectos de software y hacer seguimiento y gestión de cambios en el código. Al familiarizarte con los comandos básicos como commit, push, pull, stash, merge, tag y blame, podrás sacar el máximo partido a Git y colaborar de manera más efectiva en tus proyectos de software.

Si quieres invitarme un café puedes hacerlo aquí

--

--

Ingeniero en Informática 🤓, Músico, Gamer, friki del Dota2, igual que en IG @Willywes_

Get the Medium app

A button that says 'Download on the App Store', and if clicked it will lead you to the iOS App store
A button that says 'Get it on, Google Play', and if clicked it will lead you to the Google Play store
Alejandro Isla

Ingeniero en Informática 🤓, Músico, Gamer, friki del Dota2, igual que en IG @Willywes_